Facebook Twitter Google +1     Admin

HOY ES UN DIA ESPECIAL (Poema)

 

Por: Bernot Berry Martínez          (bloguero)

        NOTA: este trabajo cultural, igual a otros relatos publicados en mi blog, pertenecen a libros que he editado en Macorís, Rep. Dom., y se hallan registrados en la Oficina de Derecho de Autor como exige la Ley de este país, la 65-00.

 

 

          , impulsado por extraña sensación tú has

          venido a contemplar el mar.

 

          Estás sentado bajo sombra de cocotero, la

          brisa  acariciándote  rostro, admirando  la

          inmensidad  del  Padre  de  los  Mares,  El

          Caribe.

 

          Te sientes embelesado.

 

          Pero  algo  hay en  ti: profunda impresión se

          nota.

          Deseas olvidar cosas que ves, escuchas,

          padeces.      

 

          Y porque  hoy  es  día especial anhelas dejar

          atrás lo establecido:

          “vale quien tiene”,

          “la justicia se compra con dinero”,

          “con honestidad no se va al mercado”,

          “la mujer se vende al mejor postor”,...

 

          De veras: hoy no quieres recordar amigos

          idos en lucha por Humanismo.

 

                                                De vez en cuando debemos detenernos para

                                                reposar, animarnos, prosiguiendo luego  ese

                                                largo peregrinaje hacia naciente aurora.

 

          ¡Ustedes son  pocos, ellos muy numerosos! 

 

          Tal vez vendrá día en que tendrán muchedumbre

          gigantesca, y los  enemigos no sabrán  dónde

          esconderse: los  sacarán  hasta  debajo de  las

          piedras.

 

                                                 Mas hoy es día especial, de reposo, debes

                                                 olvidar la partida de tus padres, tíos fallecidos,

                                                 la ida a destiempo del hermano querido, 

                                                 personas que no quisieron escucharte,...            

 

                          Claro,  el  sendero  es  larguísimo, espinoso,

                          brumoso, caluroso, con soledad semejante a

                          cárcel-solitaria,  el   chivato   siguiendo   tus 

                          pasos, sentándose contigo, hablándote necedades,

                          contando a su jefe cosas absurdas que jamás

                          mencionaste  y  por  las  cuales podrían

                          buscarte, discutir, asesinarte (“matan hombre

                          en hecho confuso”, señalarían periódicos).

                                

 

                                         Calié: ¿a cuál espécimen inferior perteneces?

 

                                          Pero  hoy  es  día  especial. ¿Por  qué  pensar

                                          cosas tristes?

 

                                          Debes   aspirar   aire   marino,   suspirar,

                                          remembrar  hermoso  pretérito en escuela

                                          cantando: “no  digamos  jamás  la mentira,

                                          no engañemos a nuestros papás, que no hay

                                          cosa  más  bella  que un  niño, cuando  sabe

                                          decir la verdad”.

         

                          ¿Qué aconteció con el llamado “Continente

                          de la Esperanza?"        

 

          --¡América para los americanos! --gritó una

          vez un tal Monroe, desgraciándose

          Latinoamérica hasta el presente.       

 

                                              Mas todo tiene un límite.

 

                                               Sin embargo, hoy es día especial, de quietud,

                                               debes tranquilizarte.

                                               “La desesperación es mala consejera”, llegará

                                                a  tus oídos tan famosa frase, 

                                                repetida  de  manera  constante  por hijos  de 

                                                hombres desde generaciones.

         

          Y  nos hallamos como estamos porque lo

          pasado refleja presente.

     

                                                Cierto es: ¡poquísimos son los Mella!

 

                                Empero, hoy es día especial, tienes que

                                rebelarte contra tus pasos rutinarios.

                                Es deber tuyo, ineludible, contemplar la

                                Naturaleza. Perdemos perfección por no

                                armonizar con Ella.

  

                ¡La vida es una ecuación! (Reflexionemos).

   

                Pero repito: hoy es día especial, darás gracias

                al Arquitecto del Universo por tú apreciar 

                solemnidad del Mar Antillano. 

 

                                                  Atisbas gaviota volando hacia horizonte.

                                                 ¿Quién conocerá hacia dónde marcha?

                                                 ¿Irá buscando amor, esperanza, sosiego?

                                                 ¿Por qué se aleja de su bandada?

                                                 ¿Lo sabrá el viento, la mar, las juguetonas

                                                  toninas? 

                                                  La ves volando lejos, es punto blancuzco en

                                                  lejanía.  

                                                  ¿Estará vieja, cansada, y diríjese a su encuentro

                                                  con la parca?        

                                                  Si pudieras írtele detrás, ¡ay!, con certeza lo

                                                  sabrías, lo sé, te conozco tan bien.

                                                  No  obstante tu interior te induce hacerlo

                                                  (“puedes  efectuarlo,  volar,  perseguirla,

                                                  averiguar su destino”).                     

 

                      Te levantas. “¿Lo hago o no?",  preguntas

                       indeciso, temiendo lo ridículo. 

 

                                                               La meditación es fundamental.

 

                                                               --No, no puedo seguirla --dices--, debemos

                                                               respetar su decisión.

 

                         Vaya que sí, hoy  ha sido día muy especial,

                         pues por breves momentos te has apartado

                         del esbirro acechador, del amarillo

                         periodista, del antiobrero, de campesinos

                         sin  tierra, de reaccionarios, villas  de 

                         miserias, truhanes politiqueros,

                         sinvergüenzas, egoístas,

                         la corrupta sociedad,

                         retornando con nuevos bríos a combatir 

                         porque  nuestro  mundo sea  digno  de

                         humanos. 

 

                                               Heroica  es  tu  misión,  de  conciencia,

                                               macanuda.

          

                                               Te admiro: eres conocedor de riesgos.

 

                                               Reconozco que ustedes no son muchos, lo

                                               he dicho, pero también vuelvo a repetir que

                                               un  mañana  podrían ser como estrellas  en

                                               el Cosmos. 

 

 

12/04/2010 10:02 Bernot Berry Martínez #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris